La Guía para Cuidar tu Alocasia (Orejas de Elefante)


Las Alocasias se destacan en cualquier ambiente interior. También conocida como Oreja de Elefante o Máscara Africana, estas plantas de interior elegantes y de hoja larga pueden dar vida a cualquier sala de estar u oficina. Sin embargo, hay ciertas pautas que debes seguir para mantenerlas saludables.

Para cuidar una Alocasia debes tener en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Necesitan exposición a la luz indirecta. Evita la luz solar directa ya que podría quemar sus hojas.      
  • Mantén su tierra húmeda e implementa un horario de riego regular.
  • Al regarla, asegúrate de que no se cree un encharcamiento.      
  • Se recomienda rociar sus hojas con un spray de agua para mantener la humedad alta y evitar que la planta se contagie de plagas como los ácaros.
La alocasia y sus hojas
La Alocasia y sus hojas

¿Sabías que la planta Alocasia te dará señales en caso de que no reciba suficiente luz? ¿O depronto te preguntarás qué tipo de tierra debes usar para evitar que tu Alocasia se pudra? Estos son sólo algunos de los temas que hemos investigado. Encontrarás todo lo que necesitas saber en esta guía, así que sigue leyendo

Cómo cuidar una Alocasia (también conocida como Oreja de Elefante o Máscara Africana)

Lo primero que me llamó la atención de esta planta fue el hecho de que tiene tres nombres populares. Por simplicidad, nos quedaremos con Alocasia en esta guía.

Las pautas básicas de cuidado de la Alocasia se pueden agrupar en las siguientes categorías:

  • Luz.      
  • Riego.      
  • Humedad.      
  • Higiene y prevención de enfermedades.      

Mantén un equilibrio con la luz.

Las alocasias prosperarán en un entorno con luz brillante e indirecta.

¿Es la Alocasia una planta de interior?

Si. Busca una ventana o un balcón que reciba una buena cantidad de luz durante la mayor parte del día. Sin embargo, ten cuidado con la luz solar directa, ya que podría quemar las hojas de tu alocasia o generar calor excesivo.

Alocasia en pared
Foto por  Victoria Flip

Como con la mayoría de las plantas, el otro extremo también es nocivo. No hace falta decir que debes evitar colocar tu alocasia en una habitación o esquina oscura. Esto tendrá un impacto negativo en su crecimiento y salud.

Por lo tanto, una combinación de generosa luz indirecta del día, un poco de luz solar directa y algunas horas de sombra deberían ser suficientes para estimular un buen crecimiento de la planta.

En cuanto a la temperatura, las alocasias tienden ir mejor con el calor, esto es entre 65 y 85 Fahrenheit (18 y 19 Celsius). Evita colocarla cerca de un flujo de aire acondicionado o calefacción, ya que esta planta no disfrutará de cambios bruscos de temperatura.

Respuesta a la Luz – Cómo aprendí sobre este fenómeno:

Lo segundo que me llamó la atención durante la primera semana después de comprar una alocasia fue cómo sus hojas se mueven hacia la fuente de luz (en este caso, una ventana).

De un día para otro, noté cómo las hojas que estaban más cerca de la ventana cambiaron de forma y se abrieron. Además, los pecíolos o tallos de las hojas comenzaron a extenderse y a aumentar su alcance. Entonces decidí hacer un experimento y roté la maceta. Bueno, como era de esperar, las hojas que parecían más inactivas, se expandieron y mostraron más vitalidad.

Esta breve historia es útil porque, como habrás adivinado, es importante realizar un ritual de rotación con tu alocasia para asegurarte de que todas las áreas de la planta reciban la luz solar adecuada. Esto podría hacerse periódicamente o cada dos días.

Algunos dueños de Alocasias son más estrictos y rotan la maceta 90 grados cada vez que la riegan. El último enfoque podría ser más fácil de implementar ya que estaría apilando 2 tareas de cuidado (como aconsejan muchos libros de productividad). Pero lo dejaré en manos de lo que funcione mejor para ti.

Lo que obtendrás  de este ritual rotativo será un crecimiento uniforme en toda tu alocasia y una fotosíntesis más eficiente.

Te sorprenderá lo rápido que se mueven las diferentes partes y se adaptan a un cambio sutil en la posición del bote.

Humedad y Riego

Similar a la exposición a la luz, deberás mantener un equilibrio y no exagerar el proceso de riego.

A las alocasias no les gusta demasiada agua, ya que puede hacer que sus raíces se pudran (la enfermedad más terrible para cualquier planta). Sin embargo, tampoco les gusta demasiado estar secas ya que la humedad es clave para que prosperen.

La regla de oro aquí es:

  • Comprobar diariamente si el suelo está húmedo. Si introduces un dedo en la tierra y la sientes seca al tacto, procede a regar alrededor de 10 oz de agua (1 y ¼ tazas). Permite que la capa superior del suelo absorba el agua antes de verter otra ronda.      
  • También se recomienda rociar con un spray las hojas cada 2 o 3 días, ya que esto aumentará la humedad general alrededor de su planta y alejará a los ácaros.      

Es importante mencionar que puedes elegir un enfoque «poco pero frecuente» y regar tu alocasia todos los días, pero en una pequeña cantidades (alrededor de 2 oz). Esto mantendrá la tierra húmeda y no debería causar encharcamiento.

Si  notas algunas señales de que la planta tiene su tierra encharcada, espera unos minutos para que pueda comenzar a drenar el exceso. Como explicaremos en la sección a continuación, tener una maceta con agujeros de drenaje que funcionen correctamente y usar una mezcla de suelo adecuada, son los dos mejores aliados que puedes tener para minimizar el riesgo de pudrición de la raíz.

Las Alocasias prosperan en alta humedad

Solía ​​pensar que un ambiente seco beneficiaba las hojas de las alocasias, pero estaba equivocado. De hecho, aquí es donde ese precioso «equilibrio» del que hemos estado hablando se rompe un poco.

Bueno, las alocasias muestran una fuerte preferencia por un entorno muy húmedo . Además de rociarlas como recomendamos en la sección anterior, otras opciones que quizás desees probar es colocar una bandeja de guijarros cerca o incluir algo de perlita en la capa superior del suelo (más información sobre cómo obtener la mezcla de tierra correcta a continuación).

Mantén las hojas de tu Alocasia limpias (de lo contrario, los ácaros podrían arruinar la fiesta)

Los ácaros son uno de los peores enemigos que puede tener tu alocasia. Estos insectos encontrarán en las hojas de tu planta el lugar ideal para reproducirse.

Para evitar esto, debes implementar una rutina de limpieza de hojas y tallos. Recomendamos que desempolves las hojas regularmente cuando gires su alocasia y limpies cualquier telaraña que veas.

Si deseas proteger tu alocasia y maximizar la prevención de plagas, puedes mezclar un poco de agua con jabón suave en una botella de spray y rociar las hojas y los tallos de la planta una vez al mes.

Aunque parezca extremo, esta es una de las soluciones si ocurre el peor de los casos y tu alocasia está infestada por los ácaros. Además de eso, si la invasión ya ha tenido lugar, recuerda aislar tu alocasia de otras plantas y tratar de aumentar su humedad rociándola varias veces al día.

En resumen, las condiciones polvorientas y secas son la mezcla perfecta para los ácaros.. Contrarresta esto con limpiezas de agua jabonosa, lo que aumenta la humedad.

Pautas de cuidado avanzadas

Si deseas hacer un esfuerzo adicional en términos de cuidado, estos son los otros aspectos que debes considerar:

  • Tierra y macetas      
  • Fertilizantes    

La tierra bien drenada es esencial para cuidar tu alocasia.

Como se explicó anteriormente, debes evitar que el agua se obstruya, ya que puede poner en riesgo las raíces de tu planta. Si estás pensando en comprar una alocasia, asegúrate de verificar que ya viene con una mezcla de suelo adecuada. Lo mismo se aplica si la estás sembrando desde cero.

Por lo tanto, la mezcla de tierra consiste en una combinación de tierra de violeta africana y perlita en una proporción de 2 a 1. Alternativamente, puede usar una mezcla de tierra para cultivo gruesa y arena en partes iguales. Algunos propietarios experimentados de alocasia sugieren que algunas piezas de carbón en el fondo de la maceta pueden ser un truco sazonado para aumentar las propiedades de drenaje de la mezcla de tierra.

¿Con qué frecuencia necesito trasplantar mi alocasia?

Dado que las raíces de alocasia no se expanden mucho, el trasplante no es estrictamente necesario. Sin embargo, puedes realizar esta tarea cada 12 a 18 meses con el objetivo de proporcionarle un nuevo suelo lleno de nutrientes.

En términos de tamaño y dimensiones de la maceta, un buen punto de partida es un pote en forma de cubo con 18 pulgadas (45 centímetros) en cada lado. Ten mucho cuidado si decides trasladarlo a una maceta más grande, ya que un cambio brusco en las dimensiones del contenedor puede afectar negativamente las raíces e incluso ahogarlas.  

¿Con qué frecuencia debo fertilizar mi alocasia?

Los expertos coinciden en que es mejor fertilizar tu alocasia una vez al mes en los meses desde la primavera hasta el otoño. Durante el invierno, puedes omitir esta tarea de cuidado ya que el crecimiento de las plantas disminuye naturalmente.

El uso de un fertilizante orgánico para plantas que sea rico en hierro es recomendado, sin embargo, ten en cuenta que debes aplicarlo cuando el suelo esté húmedo. Existe un alto riesgo de quemar las raíces si aplicas el fertilizante directamente sobre suelo seco.

Cómo propagar una Alocasia

Uno de mis temas favoritos sobre las alocasias es su propagación, ya que esta es una de sus fortalezas generales. La mayoría de los expertos están de acuerdo en que la forma recomendada de propagar tu planta es mediante la división de rizomas o grupos.

¡Espera! ¿ No puedes propagar una Alocasia a partir de una hoja?

No. Comencemos aclarando lo que NO debes hacer al pensar en propagar tu alocasia. Dado que es una planta tuberosa, esto significa que todas sus partes brotan o crecen de un rizoma central, lo que significa que no debe intentar propagarse tomando cortes de hojas.

Dicho esto, es importante mencionar que deberás buscar sus rizomas subterráneos. Puedes cavar a su alrededor con una pala, apuntando a 12 pulgadas de profundidad para evitar que la raíz o el rizoma se dañen en el proceso.

Una vez que lo encuentres, puedes levantar suavemente la planta de su base fuera del suelo. Podrás detectar tubérculos largos como los que se muestran a continuación:

Alocasia y rizomas en propagación
Foto por dengarden.com

A continuación, querrás limpiar la tierra de los tubérculos. Luego puedes proceder a dividirlos con tu mano o cortarlos cuidadosamente con un cuchillo afilado si es necesario. Después de eso, debes trasplantarlos en un recipiente separado y seguir las sugerencias descritas en la sección de macetas y tierra anterior. En resumen, si has seguido los pasos anteriores correctamente, estos tubérculos replantados ahora tendrán la capacidad de convertirse en una nueva Alocasia.

Ten en cuenta que la propagación debe realizarse durante los meses de primavera y verano, que es el momento en que cualquier Alocasia tiene su máximo crecimiento.

Propagando tu alocasia en un vaso de agua

Hay una variación en el proceso de propagación si quieres explorar. En pocas palabras, puedes colocar los rizomas que has cortado de la Alocasia madre en agua. Solo asegúrate de colocarlos en un florero de vidrio lleno de agua corriente durante las primeras 24 horas después de realizar la propagación. Luego, puedes dejarlos con agua cubriendo las raíces.

Tal vez te preguntes si tu nueva alocasia necesita ser trasplantada a un contenedor con tierra en algún momento. Bueno, la magia de esta planta es que en realidad puede adaptarse y prosperar dentro del florero por un tiempo.

Si decides mantenerlo allí a largo plazo, asegúrate de colocar el recipiente de vidrio donde pueda recibir luz brillante indirecta. Además, notarás que el agua en la parte inferior comenzará a evaporarse a medida que pasen los días, así que una vez que esto suceda, simplemente rellénela cuando sea necesario. 

Algunos usuarios informan que cambian el agua cada 4 a 6 semanas y la mezclan con fertilizante líquido para garantizar el crecimiento saludable de la planta.

Alocasia y sus variedades

Según Wikipedia, hay más de 80 variedades de Alocasia. Por simplicidad, nos centraremos en las variedades principales que debe conocer.

Alocasia Polly (o Amazonica)

Este subtipo tiene hojas oscuras muy pronunciadas en forma de flecha con venas de color verde claro.

Alocasia Amazónica

Alocasia Dorada

El lutea tiene hojas más amplias de color verde claro con venas amarillentas apuntando hacia arriba.

Alocasia Dorada

Alocasia Dragón Rosado

Puedes distinguirlas muy fácilmente por sus pecíolos de color rosa.

Alocasia Dragón Rosado

Alocasia Espada Púrpura

Alocasia Espada Púrpura

Tiene hojas más delgadas apuntando hacia arriba con un color mixto entre verde y morado.

Preguntas Relacionadas

¿Cuál es la diferencia entre una Alocasia y una Colocasia?

Las principales diferencias entre estas hermanas Araceae son las siguientes:

  • La mayoría de las hojas de las alocasias apuntan hacia arriba y tienden a seguir la misma línea desde los pecíolos, lo que resulta en un follaje en forma de flecha. Mientras tanto, las hojas de la colocasia apuntan hacia abajo, ya que tienden a colgar en un ángulo hacia abajo.      
  • Exposición a la luz solar: como puedes ver en la sección de luz anterior, la alocasia prospera bajo exposición parcial a la luz solar, y prefieren la luz indirecta. En contraste, las colocasias pueden prosperar completamente bajo la exposición a la luz solar a tiempo completo .      
  • Necesidades de riego: una alocasia debe mantenerse bajo un suelo húmedo pero bien drenado para evitar que se encharque o se pudra la raíz. Por otro lado, la colocasia tiene una mayor tolerancia al suelo ultra húmedo y puede prosperar incluso si la riegas demasiado.      

¿Por qué se caen las hojas de mi alocasia?

Esto podría deberse a varios factores como las plagas, el riego (mucho o muy poco), la falta de luz o la falta de nutrientes en la tierra. Debes revisar los rituales de cuidado que estás realizando para determinar la causa de la caída de las hojas. Sugerimos crear una lista de basada en esta guía y asegurarte que tu alocasia esté recibiendo la atención adecuada.

Mi alocasia tiene manchas negras en sus hojas, ¿hay algo mal?

Las manchas pueden ser causadas por la sensibilidad de la alocasia al cloro, las sales o los nutrientes excesivos que se encuentran en el agua del grifo. Se sugiere que antes de regar tu planta, dejes que el agua repose por hasta 24 horas. Esto hará que se evaporen los elementos no deseados.

También ten cuenta que algunas alocasias tienen manchas naturales (color verde camuflaje) lo cual no indica nada malo.

Martin Duran

¡Hola a todos! Mi nombre es Martin Duran y soy de Cali, Colombia. Desde 2018 he estado aprendiendo sobre las plantas y cómo cuidarlas. Aquí está mi viaje ... "La forma más clara de ingresar al Universo es a través de un bosque salvaje". - John Muir

Recent Posts